TESTIMONIO GMAO DE Autopistas y Túneles del Mont Blanc

Autopistas y túneles del Mont Blanc : un mantenimiento optimizado de sus equipos gracias a la GMAO DIMO Maint.

Un actor destacado en la conexión por carretera del departamento francés de Alta Saboya

La sociedad concesionaria de carreteras, ATMB (Autopistas y túneles del Mont Blanc), cuyo accionista mayoritario es el Estado francés y las autoridades locales, gestiona dos tramos de autopista, fundamentales para conectar el valle de Chamonix y el Túnel del Mont Blanc :

  • Los 110 kilómetros de la Autoroute blanche (A40) entre Bellegarde y Le Fayet, que comprende el túnel del Vuache de 1400 metros de longitud.
  • Los 20 kilómetros de la Route blanche que conecta Le Fayet a Chamonix y la rampa de acceso del túnel del Mont Blanc (con tres túneles y un pronunciado desnivel).

Los 420 empleados de la sociedad ATMB se encargan de la explotación (peajes y vialidad) y del mantenimiento de ambos tramos. Cuenta además con equipos de especialistas que se dedican a gestionar el equipamiento y las inversiones necesarias, que pueden ser especialmente importantes, para garantizar la seguridad y la calidad del servicio prestado a los 40 000 vehículos que a diario circulan por esas carreteras.

Una GMAO que requiere rigor y posibilidad de seguimiento

Hervé De Ruffray, responsable del departamento de mantenimiento de los equipos dinámicos (SMED, por sus siglas en francés), explica que el mantenimiento de los equipos es un cargo importante en ATMB, pues implica a varios técnicos de mantenimiento con servicios de guardia, además de contar con un presupuesto anual para inversiones de 3,2 millones de euros (presupuesto asignado al mantenimiento de equipos dinámicos).

Desde 1998, se han venido realizando importantes obras : renovación de las 10 áreas de peaje, nuevas estaciones meteorológicas, nuevos paneles de mensaje variable, nuevo sistema de radiocomunicación digital, videocámaras de vigilancia, nueva red digital de altísima velocidad por fibra óptica… De modo que el personal de mantenimiento de ATMB tiene que gestionar un gran número y variedad de equipos. « Lo primero que necesitábamos era localizar en qué punto exacto de la carretera se sitúan estos equipos para intervenir lo antes posible. », explica Hervé De Ruffray.

« Dada la multitud de puntos remotos y la distribución de los equipos, se necesita un seguimiento riguroso que solamente puede asegurar una solución de GMAO. », añade.

Además, la tragedia del túnel del Mont Blanc en 1999 ha llevado a ATMB a aplicar una política de seguridad, si cabe, más rigurosa, con la adecuación del túnel del Vuache a la normativa vigente. Esta tragedia reveló un elemento esencial para ATMB : la necesidad de seguimiento. « Era necesario tener un seguimiento de las intervenciones preventivas y correctivas preventivas y correctivas realizadas en nuestros equipos para aportar las pruebas necesarias a las autoridades y a las aseguradoras en caso de accidente. », señala Hervé De Ruffray.

Por todas estas razones ATMB decide instalar una solución de GMAO.

Flexibilidad y ergonomía : dos criterios fundamentales

Después de establecer la especificación del proyecto de forma detallada, ATMB se puso en contacto con distintos editores de GMAO. « A la hora de realizar nuestra elección, nos basamos tanto en criterios técnicos como financieros. Es más, teníamos dos criterios fundamentales: la flexibilidad y la ergonomía de la solución elegida », apunta Hervé De Ruffray.

Respecto a la flexibilidad de la aplicación, Hervé De Ruffray comenta « que era vital que la solución de GMAO no fuera demasiado complicada de gestionar y que se adaptara perfectamente a las características relacionadas con la gestión de las carreteras. »

En cuanto a la ergonomía, también era un aspecto determinante, ya que ATMB « buscaba una solución económica que ofreciese amplias funcionalidades y que los técnicos y los diferentes usuarios no tuvieran dificultad para usarla. »

En consecuencia, ATMB opta por DIMO Maint, ya que cumplía con todos los requisitos.

Un mantenimiento controlado

Durante la implementación de la solución, Hervé De Ruffray elogió, sobre todo, el apoyo de DIMO Maint : « el personal de DIMO Maint ha estado atento a nuestras necesidades y ha mostrado una gran profesionalidad a la hora de llevar a buen término nuestro proyecto. »

Al cabo de dos años de uso, Hervé De Ruffray está realmente contento con DIMO Maint : « los beneficios son múltiples ; ahora, todas las solicitudes de intervención se realizan con DIMO Maint, según tres niveles de prioridad».

El usuario, mediante un portal, crea sus solicitudes de intervención de forma fácil. Al disponer de campos obligatorios, la solicitud queda suficientemente detallada para que el personal técnico intervenga rápidamente.

Además, puede seguir la evolución de su solicitud y saber en qué momento se cierra.

« La GMAO DIMO Maint se ha convertido en una herramienta de comunicación para todos los técnicos. Independientemente de donde se encuentren, disponen de datos sobre cada equipo, un historial de las averías, con un registro de las ya resueltas por otros técnicos, es decir, una especie de memoria común », comenta Hervé De Ruffray.

Gracias a DIMO Maint, el equipo de ATMB ahora puede obtener estadísticas muy precisas sobre las averías más frecuentes, el tiempo empleado por técnico y por tipo de equipo, el número de intervenciones en turnos de guardia, etc.

En definitiva, DIMO Maint supone una ayuda muy valiosa para planificar el trabajo y, en concreto, todas las intervenciones preventivas. De esta forma, para no olvidar una acción preventiva, el técnico recibe alarmas que le informan sobre el trabajo que hay que realizar.

ATMB ha ganado en tranquilidad, pues todos los datos del mantenimiento preventivo y correctivo quedan registrados por si los solicitan las aseguradas y las autoridades en caso de que se produzca algún accidente.